Gasolina Magna se abarató 1.08 por ciento en abril; influyó estímulo fiscal

El precio promedio nacional de la gasolina regular en abril presentó una ligera caída de 1.08%, que son 20 centavos menos que en marzo, según reportó la Comisión Reguladora de Energía (CRE). El precio de la gasolina Premium aumentó 0.56% que son 10 centavos por litro en un mes, mientras que el diesel disminuyó 0.47% que son 10 centavos menos para los consumidores del país.

Así, el precio de la gasolina regular llegó a un precio promedio final de 19.56 pesos por litro en el cuarto mes del año. Esto implica un incremento de 10.81%, que son 1.9 pesos por litro en un año.

El precio de la gasolina Premium promedió 20.93 pesos por litro en abril, con un aumento de 9.01% o 1.7 pesos por litro en comparación con el mismo mes del 2018, y el diesel costó 21.4 pesos por litro, con lo que tuvo el mayor incremento: de 13.98% o 2.6 pesos por litro en un año.

Lo anterior está relacionado con la forma en que el gobierno ha otorgado los estímulos a los automovilistas durante las últimas semanas, ya que en el cuarto mes del año la Secretaría de Hacienda decretó los mayores estímulos al Impuesto Especial sobre Producción y Servicios (IEPS) de la presente administración, ya que el precio estadounidense de referencia continuó elevándose en el periodo.

Así, el porcentaje de estímulo al IEPS para la gasolina regular pasó de 31% a 37% entre la primera y la última semana del mes, con lo que 85% de los automovilistas dejó de pagar entre 1.5 y 1.77 pesos por litro del combustible en abril. Cabe recordar que hasta el 2 de marzo permaneció sin estímulos la venta de este tipo de gasolina con entre 87 y 92 octanos.

En tanto, el estímulo que se otorgó al diesel se elevó de 24% a 27%, entre los primeros y últimos días de abril, con una disminución de 1.31 hasta 1.43 pesos por litro para los consumidores. La última semana en que el gobierno no otorgó estímulos a este combustible fue la primera de febrero de este año y a partir de entonces el estímulo ha aumentado desde 4.3 por ciento del IEPS.

El consumo de gasolina Premium fue el que recibió menores estímulos, por lo que a diferencia de los otros dos combustibles tuvo un aumento en el precio al consumidor. En la primera semana de abril, y por segunda ocasión consecutiva con estímulos luego de haber pasado 20 semanas sin apoyos por parte del gobierno, el precio final tuvo un estímulo de 16.8% que fueron 68 centavos por litro, mismo que incluso se redujo a 15.2% a finales del mes.

Estos estímulos son consecuencia del compromiso gubernamental de que los precios de los combustibles automotrices no aumenten más allá de la inflación, aunque ello implique una menor recaudación de IEPS. Y es que los precios estadounidenses continuaron incrementándose desde la segunda semana de febrero, derivado de los bajos inventarios, el aumento en el precio del petróleo y un mayor consumo estacional, según especialistas. Según la Administración de Información Energética del país vecino los aumentos entre el 20 de febrero y la última semana de abril son de 39% en promedio, con lo que la gasolina regular pasó de 1.43 a 2 dólares por galón en este periodo, y del 17 al 29 de abril se incrementó en 1.5 por ciento o 3 centavos de dólar por galón.

Fuente: El Economista

Publicado por Revista Industria                    15 de mayo de 2019

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.