CONCAMIN: Acciones para enfrentar el COVID-19

El mundo entero enfrenta una pandemia causada por el llamado coronavirus COVID-19, que se originó en China y que ha paralizado en mayor o menor medida a todos los países de Asia y Europa, y actualmente a los países del continente americano, causando con ello serias afectaciones económicas, sociales y psicológicas en todos los lugares en los que se ha presentado. La gravedad del asunto consiste en su rápida propagación, ocasionando con ello el colapso de los sistemas de salud, que han sido rebasados en diversas partes del mundo.

La Confederación de Cámaras Industriales de los Estados Unidos Mexicanos (CONCAMIN) preocupada por la situación,  ha  estado  muy  atenta  a  la  evolución de esta pandemia y ha presentado  información  confiable  y  recomendaciones  a  sus agremiados, así como propuestas al gobierno con el fin de contribuir a facilitar acciones para mitigar el impacto del COVID-19 y mantener la actividad productiva con la menor afectación posible.


Recomendaciones al interior de las empresas

De esta forma, el día 6 de marzo, la Confederación de Cámaras Industriales presentó el documento COVID-19 recomendaciones para las empresas:

 

  • Organizarse para actuar ante el COVID-19. Asignar a un equipo multidisciplinario, encargado de evaluar los principales riesgos y acciones de mitigación de los impactos en la operación; poner a prueba los planes de continuidad, revisarlos a la luz de los hechos conocidos y potenciales  que  el  COVID-19  impone  y poner a prueba el plan ante nuevas condiciones, como la capacidad de surtir  por proveedores alternos fuera de las áreas afectadas por el virus; y basarse en los datos duros y en hechos comprobables, identificando las fuentes de datos oficiales para asegurar las mejores

 

    • Mantener a los empleados y ambientes de trabajo Ante el COVID-19, la prioridad número uno son nuestros empleados, tanto éstos como las comunidades en donde trabajan buscarán orientación y comunicaciones de parte de la empresa sobre la manera de proceder y asegurar sus fuentes de empleo.

 

  • Proteger la continuidad de las operaciones del En adición a la crisis de salud, el COVID-19 está afectando la economía, se prevé  que se tendrán impactos en una multitud de sectores y regiones del mundo, como el automotriz, textil, farmacéutico, equipo eléctrico y electrónico y maquinaria, entre  otros. La  complejidad  radica  en  que en muchas ocasiones no es evidente la dependencia que las cadenas de suministros tienen de las exportaciones tanto de China como de otras zonas  afectadas,  de  ahí que se deban realizar las siguientes acciones:

Identificar proveedores y  componentes críticos, así como los clientes y productos o servicios clave, para transparentar la cadena de valor y proceder a analizar sus dependencias de las zonas o empresas específicas afectadas por el virus y que en consecuencia nos afectarán.

Considerar  las  implicaciones  legales y financieras, impactos en  el  flujo  de efectivo, en el balance y la rentabilidad  en  los   compromisos de compra a proveedores y  en  los de entrega a clientes, identificando

fuentes de financiamiento operacional adicionales.

Realizar un análisis de posibles escenarios y sus efectos en la operación, considerando si las zonas afectadas fuera de México tienen o no una recuperación rápida al igual que potenciales zonas o empresas en el territorio nacional, para identificar los principales riesgos para la operación y sus acciones de mitigación.

Guía Práctica ante el Coronavirus

Ante el avance de la pandemia en nuestro país, el 11 de marzo, por medio del documento titulado CONCAMIN ofrece apoyo a la industria para tomar buenas decisiones ante el COVID-19, la Confederación informó que desarrolló una guía práctica (disponible en la página web www.concamin.org.mx) basada en información de fuentes nacionales e internacionales reconocidas, para que los empresarios se apoyen en ella en la toma de decisiones, considerando cómo organizarse para actuar ante los efectos que el COVID19 ha generado en el comercio mundial.

El Presidente de la CONCAMIN, Francisco Cervantes Díaz, añadió que es tiempo de sumar, unir y apoyar juntos la transición que implica esta situación de salud, tomando buenas decisiones que estén basadas en información confiable y con fundamento técnico.

propuestas de acción mediata al Gobierno Federal

Seis días después, el  17  de  marzo, la Confederación presenta un nuevo comunicado titulado  Objetivo  central de la emergencia, cuidar la economía: CONCAMIN, mediante el cual presenta propuestas concretas al Gobierno Federal.

La industria  mexicana  fue  el  sector  que recibió las primeras afectaciones ocasionadas por el Coronavirus. El cierre parcial o total de algunas de las regiones manufactureras más importantes de China tuvo un efecto sobre las cadenas globales de valor de las que México forma parte y en donde la dependencia de insumos intermedios importados rápidamente transmitió los efectos adversos en diversos sectores.

Se desconoce la magnitud de la contracción, sin embargo, lo descrito se asociará a la recesión que la producción industrial vive con 16 meses de caídas consecutivas y en donde hay sectores estratégicos que enfrentan problemas internos de diversa índole. De no tomarse medidas contingentes y articularse un programa de reactivación económica e industrial, se estima que para el 2020 la industria podría retroceder de manera significativa.

Asimismo, CONCAMIN expresó que sin atraer a la inversión privada, México no podrá salir de la crisis y frente a la coyuntura del coronavirus, que ha convulsionado los mercados globales y desplomado los precios del petróleo, entre otros efectos adversos, el Gobierno Federal debe adoptar medidas de carácter urgente y de mediano plazo, enmarcadas en una política industrial de Estado. Para contribuir con

Política fiscal:

  • Depreciación acelerada de activos “hechos en México”, con el objetivo de elevar la inversión y sus efectos positivos en la economía
  • Negociar con las entidades federativas la reducción a cero del impuesto sobre la nómina, con el fin de preservar el
  • Deducibilidad al 100% de las prestaciones laborales, también con el objetivo de preservar el
  • Programa de apoyo a la preservación de las empresas y el condonación de impuestos de ejercicios fiscales 2018 y anteriores para empresas que hayan cumplido con su declaración fiscal en tiempo y forma y realicen su corrección fiscal durante el primer semestre del 2020, así como poner fin a cualquier medida de presión fiscal sobre las empresas industriales, para que mantengan su planta laboral.
  • Reducción a cero de la meta de superávit primario para destinar, al menos, 0.4% del PIB adicional a un programa de construcción de carreteras con 100% de empresas e insumos nacionales. Ello podría generar un impacto en el crecimiento económico de casi uno por ciento
  • Aplazamiento de los términos para la presentación de las declaraciones fiscales anuales.
  • Poner de nuevo en práctica la compensación universal
  • En caso de que las empresas deban disminuir su plantilla laboral, el gobierno apoyará con becas temporales a los trabajadores que se hayan tenido que dar de baja.

Regulación y compras de gobierno:

  • Terminar con los procesos de regulación que inhiben el desarrollo de sectores de seguridad nacional como la industria farmacéutica.
  • No se aprobará ninguna regulación adicional salvo que implique la desaparición de dos existentes en la misma materia

Inversión pública:

  • Toda la inversión en construcción ya programada deberá tener, al menos, 75% de contenido nacional provisto por empresas
  • Infraestructura energética con al menos 50% de contenido
  • Reactivación de las rondas

Gasto público:

  • Pago oportuno a proveedores. Ante un problema de solvencia financiera por parte del Gobierno Federal, la Banca de Desarrollo le otorgará crédito para que pague en tiempo y forma a sus
  • Consumo de gobierno: 100% de bienes nacionales

Posponer medidas como el etiquetado que se aplicará a alimentos y bebidas por lo menos tres años.

Cero tolerancia al bloqueo de caminos y líneas ferroviarias.

Política monetaria:

  • Garantizar la liquidez de la economía.

Aumento del financiamiento de la Banca de Desarrollo a sectores estratégicos y a PYMES.

 Integración de una mesa de concertación encabezada por el Presidente de la República e integrada por los miembros del Gabinete Económico, representantes empresariales y de las centrales de trabajadores.

 La firma de un Acuerdo Nacional para hacer frente a la recesión global provocada por el Coronavirus.

 

Solicitud de instalación del Consejo de Salubridad General

El día 18 de marzo la Confederación de Cámaras Industriales solicitó la instalación del Consejo de Salubridad General frente a la crisis por el COVID-19, el cual se encuentra facultado constitucionalmente para emitir disposiciones generales obligatorias en nuestro país para hacer frente a las epidemias, y consideró que entre los criterios que éste debe incluir en sus declaratorias, reviste particular importancia proteger y estimular el motor productivo del país, para que a la vez que se atienda la contingencia sanitaria se atienda también la económica.

Asimismo, se reiteró la solicitud de generar mesas de trabajo con el Ejecutivo a fin de suscribir un Acuerdo Nacional que permita mitigar la posible recesión que se enfrentará en el mundo y que garantice que se mantenga el empleo en México, abordando temas como la política fiscal, la política monetaria, el financiamiento de la Banca de Desarrollo a sectores estratégicos, la regulación, la inversión y el gasto público, entre otros.

Cartas al Presidente de la República

El 19 de marzo, el Presidente de CONCAMIN, Francisco Cervantes Díaz, envió una primera carta al Presidente de la República, Andrés Manuel López Obrador, en donde señala que para lograr un eficaz combate a los efectos del virus y a la vez fortalecer a la industria, es preciso reconocer sin regateos el problema y sus riesgos y actuar decidida e inmediatamente. “Sin la industria, señor Presidente, México no es viable”, indicó.

Añadió que la industria es el eje del progreso al cual convergen la salud, la educación y la tecnología, y por ello se le debe apoyar desarrollando la infraestructura necesaria y los mecanismos de soporte como el financiamiento, en el marco de una política de Estado que defina objetivos, metas, programas de acción, instrumentos y recursos, a ello se le llama política industrial, “que le hemos propuesto desde los tiempos de su campaña política como el recurso más importante para impulsar una visión compartida de país y para ordenar el esfuerzo de todos los sectores”, subrayó Cervantes Díaz.

“Sabedores de que la situación actual presiona fuertemente la condición financiera del país y de su gobierno, nos permitimos plantearle diversas propuestas, que no necesariamente implican costo fiscal sino más bien el ejercicio coordinado y a plenitud de atribuciones de los órdenes de gobierno”, agregó.

Asimismo, hicieron llegar a los funcionarios del gobierno las propuestas que entregaron a la Confederación 26 cámaras, asociaciones y comisiones de CONCAMIN.

El día 28 de marzo la Confederación de Cámaras Industriales envió una nueva misiva al Presidente de México en donde señala que los empresarios son sus aliados, no el enemigo y que México requiere del empresariado para salir adelante, recordando que sin inversión privada nacional y extranjera, el futuro se ve negro.

Asimismo, le hicieron saber al primer mandatario de la nación, que algunas de sus expresiones han causado desánimo en el sector empresarial, tales como el tema de la consulta popular de Mexicali; comentarios sobre un dirigente del sector privado, que merece todo el respeto por lo legítimo de su liderazgo y de la organización que encabeza; y su alusión al tema de los ventiladores para la generación de energías limpias.

Por otro lado, indicaron que están para apoyarlo y hacer las inversiones que generen el empleo que requieren los mexicanos, correr junto con él los riesgos que implique la construcción de un México justo y progresista, así como ayudarlo para que el esfuerzo necesario para salir pronto y fortalecidos de esta crisis sea todo un éxito, en lo sanitario, lo económico y lo social y que para lograrlo es necesario construir juntos una visión del país que se quiere y decidir también juntos las vías para lograrlo

¿la banca de desarrollo?

Para el día 2 de abril CONCAMIN da a conocer el documento ¿Dónde está la  banca de desarrollo?, señalando que en muchos países del mundo ésta actúa como instrumento del Estado para atemperar los efectos nocivos del COVID-19 sobre la economía. Por ejemplo Francia, Alemania, Estados Unidos y Perú, están aplicando medidas para sostener la liquidez de las empresas.

Asimismo, se señaló que el Banco Internacional de Pagos (BIP) propone llenar el hueco dejado por las finanzas basadas en el mercado con el congelamiento de recompras  de acciones y dividendos a nivel mundial, así como préstamos bancarios garantizados por los gobiernos para las pequeñas y medianas empresas, por el equivalente a los impuestos pagados el año anterior. Existe el consenso internacional de que la crisis del COVID-19 debe enfrentarse mediante esquemas innovadores que reconozcan la diferente naturaleza de su causa.

En el caso de México, no vemos en absoluto una respuesta de los bancos de desarrollo, especialmente de NAFIN y BANCOMEXT, que deberían estar actuando como garantes de la liquidez de más de un millón de MIPYMES. CONCAMIN considera que estas instituciones deben propiciar el crecimiento económico garantizando que no se interrumpan los flujos financieros que existen alrededor de los proyectos públicos y privados estratégicos. Estas instituciones deberían desarrollar programas especiales que permitan la continuidad de las empresas a través de:

  • Garantizar el pago oportuno a proveedores de bienes y servicios de los tres niveles de
  • Reactivar el factoraje, con líneas suficientes a través de todo el sistema
  • Desarrollar nuevos y ágiles mecanismos de financiamiento para mantener los flujos operativos de las
  • Impulsar novedosos productos financieros en los que actúe como banca de primer piso y a través de la banca comercial para apoyar los sectores y cadenas productivas estratégicas, evitando que los productos de México sean sustituidos por los de otros países como consecuencia de las drásticas medidas de contención

Carta al Presidente de la República

El sábado 5 de abril la Confederación de Cámaras Industriales envió una tercera carta al Presidente de la República, donde se señala que en esta contingencia el sector de los empleadores requiere  del impulso del Estado en tres aspectos fundamentales:

Apoyo a las empresas para  evitar el cierre temporal de cientos de miles de ellas, lo que significaría una contracción de los recursos económicos de la sociedad: familias, trabajadores, empresarios y el propio sector público.

Implementación de estrategias que permitan salvaguardar el bienestar de todos los mexicanos. No es deseable tener que esperar a que llegue la profundidad de la crisis económica para implementarlas.

Se requiere un programa integral para enfrentar la peor calamidad económica de un siglo. Lo conminamos a generar un Acuerdo Nacional incluyente para instrumentarlo, liderado por el Estado y conformado por todos los representantes de la sociedad mexicana, sacaremos adelante un proyecto integral de mejoramiento de la nación.

La Confederación calificó de emergencia nacional la situación, recordando que durante los últimos 16 meses consecutivos, la industria ha caído y se encuentra en recesión y por lo tanto no hay margen social ni económico para permitir más pérdidas. Finalmente, se aseguró que el sector industrial tiene la firme convicción de que solamente unidos podremos enfrentar con éxito este desafío.

Respuesta del Gobierno Federal

Plan de Reactivación Económica

 

El mismo 5 de abril, el Presidente Andrés Manuel López Obrador presentó un Plan de Reactivación Económica para el país, para hacer frente al impacto económico de la emergencia sanitaria causada por el coronavirus, a continuación presentamos los puntos más relevantes.

 

  • 25 mil millones de pesos para créditos a un millón de pequeños negocios, 500 mil para el sector formal y 500 mil para el sector informal.
  • Se otorgarán 2 millones 100 mil créditos personales, de vivienda y para pequeñas empresas familiares del sector formal e informal de la economía.
  • 35 mil millones de pesos del ISSSTE se usarán para créditos personales, en beneficio de 670 mil trabajadores al servicio del
  • Fovissste e Infonavit destinarán 177 mil millones de pesos para otorgar créditos de vivienda durante nueve meses, en beneficio de 442 mil 500 trabajadores, acción que generará 270 mil nuevos
  • Se mantienen estímulos fiscales y de combustible en la frontera
  • Se devolverá el IVA con prontitud a ciudadanos y
  • Inversión de 25 mil millones de pesos en agua potable y pavimento.
  • 228 mil empleos en zonas marginadas al construir
  • No se aumentarán los impuestos, ni se crearán
  • Pemex tendrá 65 mil millones de pesos
  • Reducción de sueldos y aguinaldos de altos

 

El Presidente López Obrador señaló que para financiar este plan sin aumentar impuestos ni decretar gasolinazos, se usarán los ahorros del Fondo de Estabilización de Ingresos Presupuestarios (FEIP), los recursos que se mantenían guardados en fideicomisos, y se apoyarán en la Banca de Desarrollo

COVID-INDUSTRIAL

Así como el COVID-19 ha afectado a 1’503,900 personas en el mundo, también está matando a miles de empresas y cientos de miles de empleos, en perjuicio de las familias y la economía del país. Los gobiernos del mundo han entendido la magnitud y asumieron programas de acción inmediata en los aspectos sanitario y económico. En

México, desafortunadamente, no hemos logrado que el gobierno comprenda la urgente necesidad de impulsar medidas contra-cíclicas, negando cualquier apoyo y  exigiendo  a  las  empresas   -muchas de las cuales no han tenido ingresos en semanas y con los negocios cerrados-, mantener al 100% a su plantilla laboral con sueldos y prestaciones; mandándoles procedimientos de revisión y exigiéndoles cumplir con el pago del 100% de impuestos y obligaciones sociales, así como servicios públicos.

El gobierno cree que todas las empresas son gigantes, y que todos los empresarios son millonarios, abusivos y que se han enriquecido por la corrupción; pero está equivocado. Del total de las  empresas  en México, sólo el 0.22% son grandes, 0.83%   medianas,   4%   pequeñas    y 95% microempresas. Ante la falta de voluntad  gubernamental  para   apoyar  a las empresas a enfrentar los nocivos efectos económicos del COVID-19, el 9 de abril CONCAMIN presentó COVID- INDUSTRIAL, que ofrecerá informes semanales con dos propósitos:

Continuar      aportando      estudios  y propuestas acerca del comportamiento de la economía y del estado de las finanzas públicas, en un escenario de alta volatilidad y afectación de las cadenas globales de valor.

Llevar el registro del cierre de empresas y empleos perdidos como consecuencia del COVID-19 y de la falta de apoyos, por rama industrial y entidad federativa.

Resta ver la capacidad del Gobierno Federal para enfrentar las consecuencias socioeconómicas derivadas del Covid-19. Los recursos del sector público son limitados, se requiere de la cooperación ciudadana y del sector privado para salir adelante. Es fundamental privilegiar el diálogo y hacer a un lado la separación ideológica. Se debe cuidar el empleo de millones de trabajadores y el bienestar de sus familias y el único mecanismo para lograrlo es mantener vivas a todas las empresas en México. En CONCAMIN haremos al máximo nuestra parte. Que cada quien asuma su responsabilidad con la historia.

Recomendaciones al interior de las empresas

En este contexto, la CONCAMIN preocupada por la situación mundial, envió al gobierno algunas propuestas a fin de contribuir a facilitar acciones para mitigar el impa o del COVID-19. Presentó el documento «Recomendaci  nes al interior de las empresas», que  contiene principalme cuatro medidas que consisten en organizarse para actuar ante la pandemia y la protección de los empleados, así como proteger la continuidad de las operaciones del negocio.

Ante el avance del COVIDl 9, la industria unida con México

En esta propuesta se expresan cinco puntos sustanciales ue considera la CONCAMIN para superar la coyuntura y ue coadyuvarían a reactivar la economía del país. Los untos principales contienen8    Consumir  lo  «Hecho en xico»; f) Programa  de  reactivación de la construcción de infraestructura; (D Generar certidumbre en sectores estratégicos;8 Acuerdo de preservación del empleo y fortalecimiento del Mercado Interno  y 4i) Conformación  de un grupo de «Alto nivel».

CONCAMIN ofrece apoyo a la industria para tomar buenas decisiones ante el COVID19

La CONCAMIN desarrolló una guía práctica (disponible en la página web www.concamin.org .mx ) basada en información de fuentes nacionales e internacionales reconocidas, para que los empresarios se apoyaran  e ella durante la toma de decisiones, considerando cóm organizarse para actuar ante los efectos que el COVID19 ha generado en el comercio mundial.

Objetivo central de la emergencia, cuidar la economía: CONCAMIN

La Confederación hizo diez propuestas de acción inmediata y viables para el Gobierno Federal, que ayudarían a garantizar la supervivencia y viabilidad de la industria nacional:              Política fiscal; Regulación y compras de gobierno;              Inversión pública; • Gasto público; Posponer medidas como el «etiquetado»; C, Cero tolerancias al bloqueo de caminos y líneas ferroviarias; Política monetaria; @)Aumento del financiamiento de la Banca de Desarrollo a sectores estratégicos y a PYMES;

  • Integración de una mesa de concertación y 4I La firma de un Acuerdo Nacional para hacer frente a la recesión global provocada por el coronavirus.

Solicitud de instalación del Consejo de Salubridad General

La CONCAMIN solicitó la instalación del Consejo de Salubridad frente a la crisis del COVID19, el cual está facultado constitucionalmente para emitir disposicio  s generales obligatorias en el país y consideró que en re los criterios que éste debe incluir en sus declaratorias reviste importancia proteger y estimular el motor productivo del país, para que a la vez que se atienda la contingencia sanitaria se atienda también la económica.

 

Segunda Carta al Presidente de la República

La CONCAMIN envió una nueva misiva al Presidente de México en la que le reiteran que los empresarios son sus aliados, no el enemigo y que México requiere del empresariado para salir adelante. Le comentaron que algunas de sus expresiones han causado desánimo en el sector empresarial, tales como el tema de la consulta popular de Mexicali, entre otros. La Confederación le hizo un exhorto a los Poderes de la Unión y a los diversos actores políticos a conducirse con sobriedad, cordura, inteligencia y respeto frente a la difícil situación.

Carta al Presidente de la República

El presidente de la CONCAMIN, Francisco Cervantes Díaz, envió una Carta al presidente de la República, Andrés Manuel López Obrador, en donde señaló que para lograr un eficaz combate a los efectos del COVID19 y a la vez fortalecer a la industria, era preciso reconocer sin regateos el problema y sus riesgos. «Sin la industria señor presidente, México no es viable». Además,  hicieron llegar a los funcionarios del gobierno las propuestas que entregaron a la Confederación  26 cámaras, asociaciones y comisiones  de CONCAMIN.

¿Dónde está la Banca de Desarrollo?

 La CONCAMIN publicó el documento en el que se expresa que en muchos países la banca de desarrollo está actuando como instrumento del Estado para atemperar los efectos nocivos del COVID-19 sobre la economía. En el  aso de México, señaló que no se ve una respuesta de los bancos de desarrollo, especialmente de NAFIN y BANCOMEXT, que deberían estar actuando como  garantes de la liquidez de más de un millón de MIPYMES. Por lo que la CONCAMIN consideró que estas  instituciones deberían propiciar el crecimiento económico garantizando que no se interrumpan los flujos financieros que  existen alrededor de  los proyectos públicos  y privados estratégicos.

Tercera Carta al Presidente de la República

El presidente de la CONCAMIN, Francisco Cervantes Díaz, envió una Carta al presidente de la República, Andrés Manuel López Obrador, en donde señaló que para lograr un eficaz combate a los efectos del COVID19 y a la vez fortalecer a la industria, era preciso reconocer sin regateos el problema y sus riesgos. «Sin la industria señor presidente, México no es viable». Además,  hicieron llegar a los funcionarios del gobierno las propuestas que entregaron a la Confederación  26 cámaras, asociaciones y

comisiones  de CONCAMIN.

¿Dónde está la Banca de Desarrollo?

 La CONCAMIN publicó el documento en el que se expresa que en muchos países la banca de desarrollo está actuando como instrumento del Estado para atemperar los efectos nocivos del COVID-19 sobre la economía. En el  aso de México, señaló que no se ve una respuesta de los bancos de desarrollo, especialmente de NAFIN y BANCOMEXT, que deberían estar actuando como  garantes de la liquidez de más de un millón de MIPYMES. Por lo que la CONCAMIN consideró que estas  instituciones deberían propiciar el crecimiento económico garantizando que no se interrumpan los flujos financieros que  existen alrededor de  los proyectos públicos  y privados

estratégicos.

Tercera carta al presidente de la república

La CONCAMIN envió una tercera carta en la que le expresa al Presidente de México que en la contingencia el sector de los empleadores requiere del impulso del Estado en tres aspectos fundamentales: Apoyo  a las empresas para evitar el cierre temporal; implementación de una estrategia que permita salvaguardar el bienestar de los mexicanos y la generación de un Acuerdo Nacional incluyente, liderado por el Estado y conformado  por  todo los representantes de la sociedad mexicana. Finalmente, la CONCAMIN calificó de emergencia nacional la situación, recordando que  durante  los últimos 16 meses consecutivos, la industria cayó y se encuentra en recesión

COVID-INDUSTRIAL

 CONCAMIN pone en funcionamiento el COVID-INDUSTRIAL, que ofrecerá informes semanales con dos propósitos: continuar aportando estudios y propuestas del comportamiento de la economía y del estado de las finanzas públicas, así como la afectación de las cadenas globales de valor; y llevar el registro del cierre de empresas y empleos perdidos como consecuencia  del  COVID-19 y de la falta de apoyos, por rama industrial  y entidad federativa.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.